Relajación y autoconciencia en Infantil con Mindful KIDS de Miniland

0
Mindful kids Miniland

Salomé Recio, maestra de Infantil del CEIP Cierva Peñafiel de Murcia, utiliza en su aula de 4 años el juego didáctico Mindful KIDS de Miniland. “Les viene de maravilla para aprender a relajarse y hacerlo de forma creativa”, afirma. La propia Salomé nos detalla la experiencia.

Mindfulness en el CEIP Cierva Peñafiel de Murcia

Los 26 niños y niñas de 4 años de mi aula están muy estimulados por el ambiente en el que viven y por el tipo de metodología con la que trabajamos: innovación, gamificación, aprendizaje por indagación y creación de recursos con ayuda de las TIC. Por ello, pienso que este juego les viene de maravilla para aprender a relajarse y hacerlo de forma creativa.

Aproveché un día por la tarde para colocar la peonza en un lugar estratégico de nuestra aula y no dije nada a mis alumnos. Al día siguiente, observé cómo los niños se acercaban al objeto nuevo y comentaban entre ellos: “Mira, ¿qué es eso?”; “¡qué chulo!”, “¡es para jugar!”… Lo tocaban, pero no me decían nada.

Con esto, conseguí atraer la atención hacia el juego, y descubrí que el diseño era atractivo para los niños. Su color, tamaño y forma me parecen adecuados para los niños de las edades a las que va destinado.

“Parece un paraguas”, “parece una peonza”

Antes de estrenarlo, les dije que hicieran un gran círculo y lo coloqué en el centro. A continuación, les pregunté si sabían qué era. Algunas de las respuestas fueron: “Nos gusta”; “parece un paraguas”; “parece una peonza”; “una seta”; “un árbol…”;  “yo lo ví”…

La siguiente pregunta fue: “¿sabéis para qué servirá?”. A lo que respondieron: “para jugar”. “¿Pero cómo?”, les dije; a lo que respondieron: “Tenemos que darle vueltas a esa peonza”. Observaron que llevaba números, y a partir de ese momento, comencé a explicarles el funcionamiento del juego.

Decidí que la hora ideal para ponerlo en práctica y disfrutar del juego era a la vuelta del recreo, hora destinada por muchos de los maestros de Infantil a la relajación del alumnado.

Mindful KIDS de Miniland

Yoga para niños

Los primeros juegos que utilizamos fueron los de yoga para niños. Su primera reacción fue tomárselo a risa. Les hacía mucha gracia tener que imitar al gato, al camello… y cuando tocó hacer el flamenco o el mono les dio mucha más risa, porque les era mucho más complicado.

Hemos utilizado la totalidad de los discos, y la verdad es que les gustan todos, pero con los que más disfrutan son los que implican imitar animales: “el elefante para que no te pisen” (estómago), la de relajación del mantra, la jirafa, el robot y los de relajación muscular.

Otro día fuimos a un aula pequeñita que tenemos para psicomotricidad cuando llueve. Allí hicimos dos grupos que iban desarrollando tres actividades de cada uno de los dos círculos que usamos ese día, turnándose de forma ordenada.

Yoga para niños

Pero la mejor de todas las sesiones fue en nuestro patio. Allí pudimos practicar con los 6 discos. Comenzando por lo que no conocían: los juegos de respiración consciente y relajación muscular. A los niños les hicieron especial gracia. Se reían a carcajadas cada vez que caían en la del robot, en la del elefante, donde debían poner el estómago muy duro, o en la sopa caliente, en la que debían soplar.

Ha sido muy divertido cuando han realizado el juego de la palpitación del corazón, al llevarse las manos al pecho descubriendo lo rápido que latía después de saltar, y uno de los niños dijo que su corazón parecía que le iba a salir corriendo, y que entonces no iba a poder respirar. Otro juego que les ha “encantado” ha sido el de las parejas. Incluso han inventado una actividad para terminar, haciéndose cosquillitas en la cabeza.

Mindful Kids Yoga para niños

¡Con los de sexto!

Los niños de 6º nos acompañaron un día al patio de Infantil para jugar con nuestro juego de Mindfulness. Lo primero que hicimos fue enseñar a los mayores cómo se juega, recordando cada una de las posturas de los 6 discos. Ellos lo aprendieron enseguida, y nos pusimos manos a la obra. Fue muy divertido ver cómo lo pasaban, cómo intercambiaban risas, y miradas de confidencia. Los mayores en todo momento cuidaban a los de Infantil. Incluso se atrevieron a proponer algún cambio, como cuando salió el tren, ​que dijeron de hacer un tren cogidos todos.

Como conclusión, en mi aula hemos llegado al acuerdo de que todas las semanas vamos a utilizar estos juegos en el patio del colegio para terminar la semana, seguir practicando la relajación de todas las partes de nuestro cuerpo y descubriendo Mindful. Estoy convencida de que estos ejercicios mejorarán el autocontrol de las emociones, tan necesario en los niños de hoy, favoreciendo también el desarrollo de sus habilidades sociales.

Mindfu kids

 

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor, escriba su comentario

  Acepto la política de privacidad

Introduzca aquí su nombre