Cristina Fallarás: “No creo en la educación en la igualdad”

Cristina Fallarás, periodista y escritora española firme defensora de los derechos de la mujer, opina sobre la que, a su juicio, sería la mejor forma de educar en igualdad dentro y fuera de los centros educativos.

Educar en igualdad por Cristina Fallarás

Me proponen escribir un artículo sobre ‘la importancia de educar a las niñas en igualdad desde la etapa escolar’. Dudo. Sé a qué se refieren cuando hablan de ‘educar a las niñas en igualdad’. Sin embargo, no sé qué significa para mí, según Cristina Fallarás.

Tengo una hija de 10 años y un hijo de 16. No creo haberlos educado de igual forma. ¿En igualdad? No sé, quiero pensar que sí. Me pregunto –y agradezco que me obliguen aquí a preguntármelo— cuál es la diferencia.

Educar en igualdad por Cristina Fallarás

Mi hija crece en plena etapa escolar. Sé que la voy dotando de instrumentos (armas) diferentes de aquellas que recibió su hermano. Voy reflexionando al escribir. A él le he inculcado el feminismo de una manera que no he hecho con mi hija. Quizás eso es educar en igualdad. Me refiero a centrarme en el hijo varón.

Educar a los niños en el feminismo

En cualquier caso, no creo en ‘la importancia de educar a las niñas en igualdad desde la etapa escolar’. Así es y así por lo tanto lo enuncio. Creo en educar a los niños en el feminismo y creo en transmitir a las niñas desde el momento mismo en que son la herencia de décadas de lucha.

No hay igualdad en el desarrollo de mi hijo y mi hija. Él está educado en el respeto y ella en la conciencia de sexo y la autodefensa.

De la misma forma que no hay igualdad, pienso que ni siquiera debería haberla.

“Artículo 14 (Constitución española)

Los españoles son iguales ante la ley, sin que pueda prevalecer discriminación alguna por razón de nacimiento, raza, sexo, religión, opinión o cualquier otra condición o circunstancia personal o social.”

Sobre la base del artículo 14 de la Constitución, de esa ‘igualdad’, desde su publicación, estuvo claro para los movimientos feministas que la redacción era errónea. La idea misma lo era. Existe una ‘discriminación’ evidente por el hecho de ser mujer. Y sin embargo, toda oposición al feminismo puede llegar sin contradicciones constitucionales a la denuncia de que la Ley contra la Violencia de Género vulnera la ‘igualdad’ constitucional. En sentido contrario, me atrevo a decir que no es ‘de género’ sino machista.

COMENTARIOS

Por favor, escriba su comentario

  Acepto la política de privacidad

Introduzca aquí su nombre