Tipos de agendas escolares según el nivel educativo

El uso de la agenda escolar está muy extendido dentro y fuera del aula. Por esta razón existen en el mercado distintos tipos según la edad del alumno. Explicamos las diferencias entre las distintas agendas (para estudiantes o profesorado) de cara al curso que acaba de comenzar.

agendas

Las agendas escolares son un elemento de organización tanto para estudiantes como para docentes. Con ella, todas las tareas escolares se visualizan con mayor facilidad y se promueve la responsabilidad entre el alumnado. Pero, ¿existen agendas escolares para cada nivel educativo? ¿Qué debe ofrecer cada una de ellas?

Para Infantil (0 a 3 años)

guardería

En este nivel educativo resultan útiles para que las familias tengan constancia de la evolución de su hijo o hija: en ella los educadores pueden explicar de forma gráfica (marcando casillas o con una escala tipo -bien o mal-; -todo, bastante o nada-) cuestiones relacionadas con la comida (qué ha desayunado o comido) o el sueño, además de un control sobre el aprendizaje de hábitos higiénicos, control de esfínteres, etc.. También es una herramienta para que el propio alumnado fomente su creatividad, ya que muchas de ellas permiten dibujar en las portadas o que peguen su fotografía. Suelen ser de tamaño pequeño para que los niños la lleven en la mochila sin problema.

Para Infantil

agendas Infantil

Similares a las que se utilizan en el ciclo anterior continúan siendo la vía de comunicación entre el docente y las familias. Sin embargo, en éstas ya se les da prioridad a las actividades que el alumnado realiza en el aula. Para ello, cuentan con calendario, horario y espacio en cada día de la semana para que docentes y familias plasmen distintos mensajes o tareas. También ofrecen elementos para mostrar el comportamiento de los estudiantes o páginas para que éstos la decoren a su gusto.

Para Primaria

En estas agendas la función principal es que el alumnado vaya adquiriendo, poco a poco, la responsabilidad que supone la organización de las tareas del día a día en clase. Por ello, disponen de un espacio amplio para que los propios estudiantes apunten sus deberes semanales, además de un horario y calendario escolar donde anotar las primeras pruebas de evaluación. También cuentan con varias páginas para que el estudiante recoja toda la información relevante y que el docente debe conocer: datos personales de su familia, aspectos relacionados con su salud… 

Para Secundaria y Bachillerato

agendas secundaria y bachillerato

El objetivo principal de estas agendas es reforzar los hábitos organizativos del estudiante, ya que en estos dos niveles educativos la exigencia es mayor y las tareas se ven incrementadas respecto a los ciclos educativos anteriores. Así, una agenda para Secundaria y Bachillerato debe contener, fundamentalmente, elementos de organización (horarios, calendarios y espacios para anotar deberes y exámenes para todos los días de la semana). También debe ofrecer información relacionada con los contenidos de las materias (lista de verbos irregulares para la asignatura de Inglés o páginas web que resulten de interés para este alumnado).  

Para Docentes

agendas docentes

Llevar el control de la actividad escolar del curso de forma organizada es la principal función de las agendas escolares para el profesorado. En ellas se ofrece espacio para el día a día en el aula, pero también para anotar proyectos que se estén realizando, fechas de entrevistas con las familias, plantillas con distintos listados o un planning para organizar las tareas por trimestres. 

Periodista cultural con gran interés en la educación y la innovación tecnológica en las aulas. El futuro pasa por la tecnología y ya está aquí. ¿Te lo cuento?

COMENTARIOS

Por favor, escriba su comentario

  Acepto la política de privacidad

Introduzca aquí su nombre