La programación se ha convertido en una práctica cada vez más utilizada en el ámbito educativo. Con ella, se refuerza el pensamiento lógico del alumnado al aprender a crear aplicaciones, páginas web o incluso sus propios videojuegos. Además, la tendencia del ‘No Code’ permite programar sin la necesidad de saber código. ¿Cómo? Mediante el uso de editores con lenguaje visual que forman bloques o módulos. 

Ofrecemos programas y herramientas que son de utilidad para principiantes en  programación. 


Creapp

Sirve para crear aplicaciones para dispositivos móviles Android e iOS sin necesidad de saber programación. El proceso de creación y desarrollo de la app es de carácter gratuito, pero para su publicación es necesario suscribirse a uno de sus planes. El plan de pago que sirve para ambos sistemas operativos permite crear mapas, gestionar pedidos, compartir podcast… 


RPG Maker

Este programa para crear videojuegos ofrece múltiples herramientas para desarrollar gráficos, mapas, localizaciones y personajes personalizados con una animación realista. Además, permite crear eventos para aplicar al juego así como vender la creación sin necesidad de licencia comercial. Cuenta con una opción de prueba gratuita de 30 días. 


The foos

En la ciudad de Foosville viven unos pequeños animales que necesitan ayuda para seguir viviendo allí. El jugador, de entre 6 y 8 años, será el responsable de ofrecérsela por medio de la resolución de retos y puzles con secuencias de programación. El contenido, gamificado, está dividido en distintos niveles en los que los usuarios irán ganando bonificaciones según avancen. 


Daisy the Dinosaur

Esta app pone al usuario a los mandos de Daisy, una pequeña dinosaurio que le irá guiando a través de pequeños retos y juegos con el objetivo de aprender los fundamentos de la programación. Creada por el equipo de Hopscotch y orientada al público más joven, es gratuita y está disponible para iPad.


Codeable Crafts

Mezcla la programación con el arte, el dibujo y la creatividad, permitiendo elaborar y diseñar historias a través de la programación de bloques. Ha sido desarrollada precisamente para que pequeños, a partir de los 5 o 6 años de edad, puedan comenzar a crear. Está disponible para dispositivos iOS y Android de forma gratuita.


Scratch Jr.

El hermano pequeño del Scratch original se llama Scratch Jr., una versión reducida que específicamente ha sido diseñada por el MIT para tablets iOS o Android y con el punto de mira en chavales de entre 5 y 7 años. Prácticamente sin texto, su funcionamiento se basa en ir uniendo bloques cada uno de los cuales incluye una acción. Fácil, sencillo y también gratuito.


KODU

Microsoft decidió que las videoconsolas – en este caso la Xbox 360 – no debía estar sólo para jugar, también para programar. Y entonces desarrollaron KODU y lo pusieron en la Marketplace en junio de 2009, siendo una plataforma que permitía a los usuarios crear sus propios videojuegos directamente desde la Xbox 360. Después lanzaron versión para sistemas Windows (desde XP en adelante) y continúan su desarrollo, permitiendo que cualquiera pueda poner sus ideas en un escenario con este software completamente gratuito.


Construct 2

El objetivo de Construct 2 es poder diseñar videojuegos de una forma fácil y sencilla a través de un editor específicamente diseñado para ello. Es una opción avanzada y, por tanto, interesante para los entornos de Secundaria y sobre todo Bachillerato, pero precisamente los resultados y sus posibilidades son tan sorprendentes que éste es parte de su gran atractivo: poder crear juegos que incluso con algo de empeño pueden ser considerados como profesionales. Tiene una versión gratuita y limitada, con diferentes licencias (para uso personal, profesional, colegios e institutos, etc.) que empiezan a partir de los 99 euros.


GameMaker

GameMaker es un clásico en esto de la programación educativa, y al igual que Construct 2 su objetivo es la creación de videojuegos de muchos tipos, y con resultados muy sorprendentes y avanzados gracias a las posibilidades del software. Sus requisitos no son tanto relativos a la programación, si no de tener una estructura y una elaboración y organización previa del qué queremos hacer, y cómo queremos hacerlo. También tiene una versión ‘Standard’ gratuita con opciones profesional (149,99 dólares) y completa (799,99 dólares) para los que quieran disfrutar de todas las posibilidades de este software.


Adventure Maker

Y nuestra última propuesta es Adventure Maker, un software también gratuito que permite crear juegos para Windows y plataformas móviles (a través de Web) de forma nativa y sin requisitos de programación, pues buscan que todos los controles y operadores puedan programarse de forma intuitiva.  Un software muy interesante pero que, lamentablemente, está quedándose algo obsoleto en el mercado – su última versión tiene ya unos cuantos años de vida – y quizá termine desapareciendo. A día de hoy aún puedes descargar su versión gratuita o la modalidad ‘premium’, disponible en varias versiones a partir de 69 dólares.


CodeBug

Un dispositivo de pequeño tamaño, con forma de tortuga y que tiene funcionalidades de otros accesorios como Makey Makey para servir como extensión a la programación. CodeBug ha sido diseñado desde Reino Unido, uno de los países más punteros en programación y robótica, y permite de forma muy sencilla a través de varios lenguajes (bloques, Python o JavaScript) introducirnos en la programación. También dispone de botones físicos para interactuar con la placa y una matriz de 25 LEDs con los que jugar.


Code.org

Una de las grandes plataformas para promover el uso de la programación es Code.org, una ONG estadounidense que propone tutoriales ‘desde cero’ con los que aprender la base de la programación en edades tan tempranas como los 4 años, y con contenido suficiente como para también enseñar a jóvenes y adolescentes hasta los 18. Los tutoriales son muy sencillos y guiados, pero lo suficientemente potentes como para enseñar una fuerte base de lo que es programar sin necesidad de saber código.


Tynker

Una de las más completas plataformas para introducir a cualquier niño y joven interesado en la programación es Tynker. Ofrecen decenas de diferentes tutoriales, guías y actividades con las que ir desarrollando las habilidades como programadores, estando diseñada para edades a partir de los 7 años. Basada en Scratch (también son bloques de colores), Tynker tiene como objetivo enseñar las habilidades tan necesarias en este siglo XXI: robótica, aplicaciones, materias STEM, drones, videojuegos…


Lightbot

Si nos movemos al ámbito de las apps para aprender a programar en dispositivos móviles (smartphones, tabletas) encontraremos varias propuestas muy interesantes, y de ellas destacamos Lightbot. Como si de un videojuego de niveles se tratase, permite introducir el mundo del código de una forma muy amigable e intuitiva, y con dos vertientes en forma de apps diferenciadas según edades: una para niños de 4 a 8 años, y otra para 9 años en adelante. Todas están disponibles para iOS, Android y, en el caso de la segunda, también para Windows y Mac. También puedes probar una demo que tienen colgada en la web y que puedes ejecutar a través de un navegador.


Kano OS

Kano OS es el sistema operativo de Kano, un ‘juguete’ diseñado para enseñar a los niños a ‘fabricar’ su propio ordenador a partir de una Raspberry Pi. Básicamente es un sistema muy gamificado y orientado a los más jóvenes que permite aprender a programar en varias plataformas, incluyendo juegos para crear videojuegos, música o arte; también dispone de un accesorio con LEDs que podremos encender o apagar mediante código y programación. Si tienes una Raspberry Pi puedes descargar y utilizar Kano OS de forma completamente gratuita.