Satellite Pro C50 es un ordenador portátil de la firma Dynabook (antes Toshiba) que ha sido especialmente diseñado para estudiantes. Se nota sobre todo en dos cosas: un precio ajustado (que depende de la configuración, eso sí), y un rendimiento adaptado a tareas básicas como navegar por Internet o trabajar en documentos de texto, entre otros.


Por fuera

Su cubierta es mate y, aunque no es demasiado sucia (las huellas se notan muy poco), sí que es algo sensible a arañazos y marcas por golpes, según hemos podido comprobar durante nuestras pruebas: lo hemos empleado como portátil de uso diario para el trabajo durante dos semanas. En color azul oscuro, pesa 1,76 Kg y tiene un grosor de 19,7 mm.

Su pantalla se ajusta muy bien a los marcos, siendo algo superiores en la zona inferior; en el superior, además, se sitúa la webcam, que tiene calidad HD y micrófonos duales. Durante las videoconferencias se comporta bien, con imágenes nítidas sobre todo con buena iluminación y un sonido adecuado.

Dynabook Satellite Pro C50

Esta superficie de visualización tiene un tamaño de 15,6 pulgadas y resolución Full HD, siendo una pantalla LCD con antirreflejos. Su ánulo de visión es bueno, al igual que su contraste, aunque el brillo es demasiado bajo para determinadas condiciones lumínicas. Le acompañan un conjunto de altavoces estéreo con calidad y volumen limitados y un teclado ergonómico con apartado numérico y un trackpad muy amplio.

Aunque las teclas no están retroiluminadas, resulta bastante cómodo, destacando precisamente el trackpad: es muy suave y preciso y funciona como un perfecto sustituto del ratón.


Por dentro

Pasemos a hablar de su configuración y rendimiento. Como comentábamos al principio, Satellite Pro C50 es un portátil pensado para estudiantes y, debido a su precio ajustado, ha realizado sacrificios en la configuración. Con Windows 10 Pro integrado, permite ejecutar todo tipo de tareas básicas y esenciales, aunque se queda algo atascado si se emplea algún programa (o juego) que le exija un poco más.

Está disponible en varias configuraciones, aunque la que hemos tenido oportunidad de probar está encabezada por un procesador Intel Core i5-8250U 8ª generación con 8 GB de memoria RAM y 512 GB de memoria en disco SSD. A priori es una buena configuración para este tipo de usuarios, aunque un análisis más profundo nos deja un par de comentarios: Intel va por la 11º generación de sus procesadores, por lo que este es un modelo algo antiguo, la memoria RAM no es ampliable y el disco SSD es de tipo SATA, y no un NVMe (más rápido).

teclado Dynabook Satellite Pro C50

Por lo demás, la autonomía es muy amplia (según el fabricante, 12,5 horas; según nuestras pruebas, unas 10), no se calienta nada y tiene una buena variedad de conexiones: puerto USB tipo C, HDMI, dos USB 3.0 (tipo A), lector de tarjetas… Además, se conecta a Internet por WiFi 802.11 AC o a través de un puerto Ethernet y cuenta con Bluetooth 4.2.

Dynabook Satellite Pro C50
  • Tamaño pantalla: 15,60 #039; #039;; Procesador: Core i3; RAM Instalada: 8 gb; Disco duro: 256 gb; Versión sistema operativo: Professional; Sistema operativo: Windows 10; Modelo de procesador: i3-8130U; Gráfica dedicada: No; Pantalla táctil: No

Las alternativas

Aquellos estudiantes, familias y centros educativos que estén buscando opciones para renovar sus ordenadores portátiles pueden consultar este artículo: en él hay equipos con una configuración adaptada a cada nivel educativo (Primaria, Secundaria, Bachillerato o Estudios Superiores), diseños resistentes y amplias autonomías. Los docentes pueden acceder a sugerencias en este artículo.