España cuenta con numerosos lugares para visitar en familia: desde parques naturales para disfrutar de la vegetación hasta rincones escondidos que transportan al turista a los clásicos literarios más conocidos. En este caso, seleccionamos distintas rutas en bicicleta para disfrutar del país. ¿Estás preparado para pedalear y explorar la geografía española? ¡Descubre estas rutas a dos ruedas! 

Canal de Castilla

Canal de Castilla

El Canal de Castilla fue la obra de infraestructura hidráulica más importante de España en los siglos XVIII y XIX. Su objetivo era mejorar el transporte de cereal desde el centro de la península a los puertos del Norte. Recorre parte de las provincias de Burgos, Palencia y Valladolid en la comunidad autónoma de Castilla y León. Cuenta con varias rutas en bicicleta cicloturistas ideales para hacer con niños: una de ellas se divide en dos etapas que pueden adaptarse al tiempo requerido por cada familia. La primera de ellas comienza en Alar del Rey y culmina en Frómista, con un total de 58 km, y la segunda, con 87 kilómetros de duración, parte de Frómista para llegar hasta la ciudad de Valladolid. 

Vía verde en Bidasoa 

Vía verde de Bidasoa

Discurre a lo largo del río Bidasoa, que fluye entre las provincias de Navarra y Gipúzcoa, siguiendo el antiguo trazado del tren de origen minero que unía Elizondo (Navarra) con Irún (País Vasco). Esta ruta circular comienza en el municipio guipuzcoano de Behobia y atraviesa 36 kilómetros hasta llegar a Legasa, ya en la Comunidad Foral de Navarra. A lo largo del camino es posible encontrarse con diques de pequeño tamaño, bunkers de la Guerra Civil e, incluso, curiosas plantaciones de kiwis.

Anillo de Gallocanta

Anillo de Gallocanta

Pertenece a uno de los itinerarios que se encuentran dentro del llamado ‘Camino del Cid’, una ruta que sigue las huellas de Rodrigo Diaz de Vivar. De carácter circular, transcurre entre las provincias aragonesas de Teruel y Zaragoza con una longitud de 78 kilómetros. Parte desde el pueblo zaragozano de Daroca hacia Gallocanta, en Teruel, municipio que cuenta con una reserva natural conocida como la Laguna de Gallocanta, la mayor laguna salada de Europa. En ella se puede disfrutar de su abundante fauna de aves acuáticas, siendo de especial interés las migraciones de las grullas, que se producen en otoño y primavera. 

Vía verde de la Campiña 

Vía verde de la Campiña
@turismoecija

Su recorrido transcurre siguiendo las huellas del antiguo trazado de ferrocarril de la línea Marchena-Valchillón. Parte desde Córdoba para recorrer 90 kilómetros entre campos de cereal y la ribera del Guadalquivir hasta la ciudad sevillana de Marchena. Su escasa pendiente la convierte en una opción fácil para realizar con niños en varios tramos, especialmente en épocas en las que el calor no sea muy  intenso,como primavera u otoño, y permite descubrir municipios como Guadalcázar, La Carlota o Écija. 

El ‘Viaje a la Alcarria’ en bicicleta 

Viaje a la Alcarria

Esta ruta situada en la provincia de Guadalajara busca recrear el itinerario presente en el libro ‘Viaje a la Alcarria’, escrito por el Premio Nobel Camilo José Cela. Parte de la capital alcarreña y atraviesa diferentes municipios enclavados en el Parque Natural del Alto Tajo y la Sierra de Altomira. La mejor época para realizarla es en primavera o al principio de verano para poder contemplar los campos de lavanda situados en Brihuega. Cuenta con un total de 265 kilómetros y 28 pueblos, aunque puede adaptarse al tiempo y necesidades de cada familia. Localidades como Torija y su castillo, Cifuentes y sus manantiales o Pastrana y su Palacio Ducal son algunos puntos de interés del recorrido 

Ojos Negros

rutas bicicleta en España

Ojos Negros es la Vía Verde más larga de toda España con casi 200 kilómetros de recorrido. Comienza en el municipio turolense de Santa Eulalia del Campo y pasa por Teruel, Barracas, Algimia de Alfar y Sagunto hasta terminar el circuito en Valencia. Se desarrolla concretamente en el Valle del río de Palancia sobre el ferrocarril minero de Sierra Menera, transitando por el altiplano de Barracas y desciende hasta las orillas de la costa valenciana. La idea de esta ruta, al ser tan prolongada, es hacerla en diferentes etapas con descansos en algunos los lugares mencionados, aunque está dividida en dos tramos. 

Ruta de Don Quijote

rutas bicicleta en España

Durante esta ruta se descubrirá no sólo gran parte de Castilla y La Mancha, sino también los escenarios donde se desarrolló la obra de Miguel de Cervantes, Don Quijote de la Mancha. Los aventureros que decidan escoger este itinerario, disfrutarán de un total de 5 provincias, 148 municipios y 2.500 kilómetros visitando diferentes reservas naturales y espacios culturales (y literarios) de las regiones manchegas. Se recomienda a los deportistas que realicen el trayecto por etapas realizando descansos para disfrutar de algunos de los paisajes por los que transitan. 

Senda del Oso 

Senda del oso

Este trayecto breve de 20 km (por trayecto, 40 ida y vuelta) discurre en el Principado de Asturias y atraviesa cuatro concejos de la comarca de los Valles del Oso: Quirós, Santo Adriano, Proaza y Teverga. A la ruta se le atribuye este nombre por ser el refugio de una de las últimas poblaciones del oso pardo cantábrico. Durante la aventura se podrá disfrutar de desfiladeros, puentes, montañas, rocas, caminos naturales e increíbles paisajes verdes. 

TransAndalus

Transandalus

Explorar el Parque Nacional de Doñana en Huelva, refrescarse en las playas de Cádiz, disfrutar de los pueblos cercanos a Sierra Nevada, cruzar el Desierto de Tabernas… así es este camino en bicicleta que atraviesa las ocho provincias de Andalucía. El TransAndalus ofrece distintos itinerarios basados en el rendimiento físico de los participantes y la ciudad de salida. Es importante organizar la ruta según los intereses de cada aventurero y descansar en este largo camino de 23 etapas y 2.200 kilómetros 

Vía Verde – Guadarrama 

rutas bicicleta en España

Esta breve ruta por la zona oeste de Madrid es ideal para los menos acostumbrados a montar en bicicleta, ya que dispone de sólo 5 kilómetros de camino. Se caracteriza por sus descensos durante el trayecto, aunque también cuenta con subidas de poca altura bastante marcadas. Parte desde el distrito de Móstoles, en el parque del Soto y pasa por Navalcarnero hasta llegar a la senda de El Álamo, en la colonia de Guadarrama.