Se acercan las Navidades y mucha gente empieza a pensar en los regalos que, junto a las comidas abundantes  y las reuniones familiares, tanto caracterizan estas fechas. En algunos hogares optan por llevar a cabo un amigo invisible, una dinámica que consiste en hacer un sorteo mediante el cual cada participante tendrá que regalar, en secreto, algo a su amigo invisible. Esta es una buena idea para practicar con los más pequeños de la familia, fomentando que los regalos sean creaciones propias que aportan un valor mucho más fuerte. Aquí os dejamos algunas ideas para llevar a cabo un amigo invisible en familia.

Índice de contenido


Manualidades

Manualidades para niños

Siempre es posible recurrir a ellas a la hora de hacer un regalo y que se convertirá en un detalle valioso al haber sido hecho a mano. Es posible realizar multitud de manualidades que sirvan como regalo para un amigo invisible: llaveros personalizables con pasta de modelar, collages con frases y recuerdos de la persona a la que va dirigido, un marco de fotos original… Una vez terminado, elige un bonito envoltorio y el regalo estará listo.


Vale por…

abrazo

¿Quién no pensó alguna vez en tener un vale canjeable por un ratito de descanso? Seguro que más de un padre o madre desearía que sus hijos les regalasen uno de ellos. Esta puede ser otra idea para regalar que, además, aporta multitud de posibilidades. En una cajita previamente decorada al gusto para darle un toque más personal, se añaden una serie de papeles en los que se especifica el tipo de cupón que se puede canjear. Aquí, es posible combinar muchos tipos de cosas, tanto tareas para ayudar a padres o hijos como acciones para reforzar los valores familiares. Una tarde juntos, un desayuno en familia, fregar los platos o un abrazo, pueden ser algunas de las opciones.


Querido amigo invisible

carta

Escribir cartas es una tradición muy bonita que, por desgracia, se está perdiendo en la era digital. Por ello, rescatar esta idea para regalar en el amigo invisible es un detalle muy valioso. En ella pueden expresarse muchas cosas, desde lo que más te gusta de tu amigo invisible, recordar los momentos que has pasado con él hasta escribir una carta en forma de poesía para aquellos que se atrevan a expandir su creatividad. Una vez terminada y metida en un sobre, estará lista para ser entregada a su destinatario. Para darle un toque sorpresa extra: colocar la carta en el buzón el día de la entrega de regalos y que el amigo invisible la recoja ahí. 


El cuento familiar

cuento

Otra idea para un amigo invisible es escribir un cuento de creación propia donde los protagonistas de la historia sean los miembros de la familia. Además de ser un regalo original, ayuda a los menores a fomentar la lectoescritura y a expandir su imaginación escribiendo un relato donde ellos deciden el argumento. Es posible crear una especie de libro donde colocar el cuento, añadiendo una portada con un título y un dibujo hecho a mano que aportarán un extra de personalidad al regalo. Este detalle aporta la posibilidad de pasar un buen rato en familia leyendo de manera conjunta el cuento donde ellos son los personajes principales.


Te regalo una canción

Canciones

¿Has pensado alguna vez cuál es la canción favorita de tus padres o hijos? Pues esta puede convertirse en un regalo que despertará una sonrisa cuando la persona la escuche. Para empezar, hay que adivinar de qué canción se trata, preguntando a otros miembros de la familia o sacando el lado detective para investigarlo. Una vez elegida, esta puede ser aprendida por la persona que va a realizar el regalo para cantársela a su amigo o amiga o crear una coreografía a partir de la canción que será representada el día de la entrega de regalos. Esta dinámica es posible realizarla conjuntamente, pidiendo ayuda a los demás miembros de la familia para que participen en el recital donde la persona a la que va dirigida será el público.