Así se enseña robótica y programación en las aulas españolas

Los docentes españoles son conscientes de los beneficios que tienen estas materias en las aulas de todos los niveles y abogan por su integración en el currículo de forma transversal. Así lo afirma un informe elaborado por el Ministerio de Educación, Cultura y Deporte.

bMaker, robótica y programación

El aprendizaje de robótica y programación en el aula aporta múltiples beneficios que van más allá de la incorporación de conocimientos prácticos para crear código. Durante su estudio, también se desarrolla el pensamiento lógico y se estimula la capacidad para resolver problemas, se fomenta el trabajo colaborativo, aumenta la motivación y es posible emplear metodologías centradas en el estudiante.

A pesar de ello, la introducción de estas materias en las distintas comunidades autónomas españolas es muy desigual, como recogió una publicación preliminar del informe ‘Programación, robótica y pensamiento computacional en el aula. Situación en España, enero 2018’, publicado por el Ministerio de Educación, Cultura y Deporte (MECD) y en el que ha colaborado el Instituto Nacional de Tecnologías Educativas y de Formación del Profesorado (INTEF). Así, por ejemplo, mientras que los alumnos de Navarra aprenden estos contenidos en Primaria y en Madrid y Cataluña se enseñan también Secundaria, en Cantabria no hay una asignatura propia ni se ha incluido su contenido en otras ya existentes.

Los docentes responden

La versión definitiva de este estudio (publicada en octubre de 2018) recoge datos interesantes sobre cómo los profesores se enfrentan a la enseñanza de estas materias y cuáles son los lenguajes de programación más populares.

Robótica y programación infantil

Para su elaboración se ha preguntado a 351 docentes de diferentes zonas de el país, que respondieron a uno de los debates más intensos respecto a la introducción de la programación, la robótica y el pensamiento computacional en la educación: ¿se debe incluir desde un enfoque específico o transversal? Es decir, ¿se debería centrar en los aspectos más tecnológicos o mezclarse con otras materias? Las respuestas muestran que, si bien la mayoría de los encuestados utilizan actualmente un enfoque específico en clase, la gran mayoría considera que su enseñanza de manera transversal es el más adecuado para Infantil y Primaria.

En cuanto a los lenguajes de programación empleados, el más popular es Scratch, un software que promueve la programación por bloques y que recientemente se ha actualizado para poder utilizarse tanto en ordenadores como en smartphones y tabletas. De hecho, es el elegido por más del 86% de los encuestados, seguido por MIT App Inventor, HTML y Python.

Las clases de programación también se pueden impartir sin recurrir a ningún dispositivo electrónico por ejemplo, a través de juegos de lógica o de mesa e, incluso, gracias a  movimientos físicos que representen los diferentes conceptos informáticos como el funcionamiento de los algoritmos o la transmisión de datos.

1 COMENTARIO

  1. Este artículo no cuenta la verdadera situación de unos contenidos que sí están en el currículo en las asignaturas de Tecnología en 4º de ESO y en TIC de 1º y 2º de Bachillerato.
    Deberían de contactar con alguna asociación de profesorado de Tecnología o con la plataforma de asociaciones (PEAPT) para que les dieran una visión real de la situación.

COMENTARIOS

Por favor, escriba su comentario

  Acepto la política de privacidad

Introduzca aquí su nombre