‘Pin parental’: ¿qué opina la comunidad educativa?

Existen voces a favor y en contra de esta medida: unos apelan a la Constitución Española; otros a lo que indica la Ley Orgánica de Educación en torno a los contenidos impartidos en las aulas. Te contamos qué opina la comunidad educativa y cómo cree que puede afectar al día a día en clase.

2
Pin parental

La función principal de un ‘pin’, un código o contraseña, es la de proteger un dispositivo de forma que solo las personas autorizadas puedan acceder a la información. En el caso del ya conocido popularmente como ‘Pin parental’, es una medida que se está promoviendo en Murcia y que también ha sido planteada en Andalucía, y que permite que las familias puedan decidir a qué contenidos complementarios tienen acceso sus hijos en los colegios. Se trata de actividades obligatorias y evaluables relacionadas con los objetivos curriculares de los centros, aunque no directamente vinculadas con las materias ‘clásicas’. Por ejemplo, las que giran en torno a temáticas relacionadas con la inclusión, la diversidad o la educación afectivo-sexual

Desde el Ministerio de Educación y Formación Profesional la implantación de este también llamado ‘control parental’ es considerado ilegal, ya que va en contra de la Ley Orgánica de Educación (LOE) e incluso de otras normas como la Ley Contra la Violencia de Género. Pero, ¿qué opina la comunidad educativa al respecto? ¿Qué piensan de esta medida las familias, los docentes o los propios estudiantes?

Las voces a favor centran su argumentación en el derecho a recibir información acerca de las actividades que se realizan en los centros o a educar según las propias convicciones morales de los progenitores. Dichos razonamientos provienen de organizaciones como CONCAPA (Confederación Nacional Católica de Padres de Familia y Padres de Alumnos) y también de familias y docentes que expresan su favor a esta medida tras el hashtag creado en Twitter: #SiAlPinParental.

A través  de la red social, muchos de ellos apelan al artículo 27.3 de la Constitución Española, en el que se muestra el derecho de los padres a educar a sus hijos siguiendo sus propias convicciones religiosas y morales, como uno de los principales argumentos para defender la medida:

O también a la libertad de elección de las familias cuando se trata de educar a los menores:

“Medida retrógrada”

Sin embargo, una amplía mayoría de profesores, familias y jóvenes estudiantes ha manifestado su opinión en contra.

Uno de los docentes que han alzado la voz ha sido el escritor y también docente Nando López. Considera el ‘Pin parental’ como “una medida retrógrada que pretende impedir que eduquemos en igualdad y en la diversidad en nuestras aulas”. E insiste en la urgencia con la que la comunidad educativa y las instituciones deben actuar: “No podemos desproteger a los menores”. 

clase con alumnos

Además, reflexiona sobre las propias obligaciones del profesorado y de las familias cuando se trata de educar a los menores: “Es necesario recordar que la obligación del profesorado, según nuestras leyes educativas, es educar de acuerdo a los valores y derechos constitucionales. De igual modo que las familias no pueden decidir que sus hijos aprendan o no a restar o a escribir correctamente un texto, tampoco tienen derecho a impedir que sean educados en el respeto y en la convivencia para convertirse en adultos críticos, libres y tolerantes”, recalca. 

Fernando Trujillo, profesor de la Universidad de Granada, ha mostrado su opinión a través de un artículo publicado en The Conversation, que bajo el título ‘El pin parental mina la confianza entre familia y escuela’, destaca cómo ‘agresión’ dicha relación de confianza: “Propuestas como el llamado ‘pin parental’, que en España defiende el partido ultraderechista Vox, representan una clara agresión por parte del macrosistema sobre el mesosistema, es decir, contra la interacción positiva entre los microsistemas ‘familia’ y ‘escuela”. 

Por su parte Toni Solano, docente de Lengua y Literatura y director del Instituto Bovalar, en Castellón de la Plana, centra su opinión recalcando que este tipo de medidas generan conflicto donde antes no lo había: “Las actividades complementarias de los centros están reguladas por ley y responden al proyecto educativo, a los planes de acción tutorial y a las actuaciones en el ámbito de la atención a la diversidad, todo ello aprobado en la programación general por el Consejo Escolar. Vetar estas actividades es privar al alumnado de su derecho a una formación integral y por tanto es contrario a la ley. Es generar un conflicto donde no existía, y derivar la atención de los problemas reales hacia un tema mediático sobre el cual todos creen tener competencia, pero que realmente está regulado por normas internacionales”. 

Otros docentes han querido plasmar su opinión mediante mensajes recogidos Twitter a través del hashtag #NoAlPinParental o, incluso, rebautizando el término como #VetoParental. Así, justifican su negativa al ‘Pin parental’ a través de ejemplos del día a día en el aula:

Incluso organizaciones como Teachers For Future Spain destaca el prevalecimiento de los derechos de los niños y de las niñas a una educación en valores. Así lo explica la coordinadora del colectivo, Miriam Leirós: “Este derecho está consagrado en la Constitución y prevalece a la ideología de las familias. La educación en el respeto a los Derechos Humanos y el medio ambiente no son elegibles por los padres ya que son necesarias en una sociedad democrática. La imposición de ideas así, como la censura, no corresponden a la educación del siglo XXI”.

Las familias y los estudiantes

Por su parte, desde CEAPA (Confederación Española de Asociaciones de Padres y Madres del Alumnado) han realizado un vídeo en el que explica su posicionamiento a través de diferentes argumentos: 

En este sentido, además, distintas familias han contribuido con su voz explicando distintas situaciones ocurridas en relación al ‘Pin parental’. Es el caso de una trabajadora social murciana que muestra diversas argumentaciones en contra a través del ejemplo de una actividad que tiene que realizar su hijo en el aula: un álbum en el que aparezca su familia, formada por dos mamás. 

O la de otra docente y madre, que enumera algunos de los efectos secundarios de esta medida:

En el lado del alumnado, una de las organizaciones estudiantiles que ha mostrado su opinión ha sido el Sindicato de Estudiantes, que incluso reclama una huelga general contra el ‘Pin parental’ para el 6 de marzo. 

Asimismo, estudiantes como este joven ingeniero informático ha recogido algunos de los argumentarios con los que se defiende el ‘Pin parental’ pudiendo demostrar que, en realidad, son bulos impulsados por el partido de ultraderecha.

O algunos hilos en Twitter con opiniones diversas tras pasar por experiencias relacionadas con el acoso escolar. Como los comentarios de personas que siendo adultas muestran su descontento con esta medida debido, en parte, por la falta de información relacionada con temas como el acoso escolar o la diversidad sexual con la que contaban en sus centros educativos cuando eran estudiantes. 

Periodista cultural con gran interés en la educación y la innovación tecnológica en las aulas. El futuro pasa por la tecnología y ya está aquí. ¿Te lo cuento?

2 COMENTARIOS

  1. Las actividades complementarias y extraescolares están muy bien reguladas, suelen ser muy diversas, elaboradas y conocidas por todo el claustro, que suele ser numeroso y por tanto diverso; conocidas por el consejo escolar y además son públicas y accesibles. En mis 20 años apenas he recogido quejas por ellas y si en alguna ocasión algunos padres se han opuesto, pues se le da al alumno una actividad alternativa y se le evalúa igualmente.
    Si el PIN parental llegara a reglarse, sería una gota de agua ante la marejada de información totalmente accesible para los jóvenes como internet, series de televisión, literatura juvenil (ojalá la lean), donde cada uno de ellos podría satisfacer todas sus curiosidades sin que los padres y profesorado intervengan.

  2. Vaya hombre, de toda la vida el profesorado diciendo que se educa en casa y que en la escuela se da formacion academica y ahora nos les gusta el pin parental.
    A ver profesorado se educa en casa o se educa en la escuela….

COMENTARIOS

Por favor, escriba su comentario
Introduzca aquí su nombre