Coggle es una herramienta online gratuita que permite crear mapas y esquemas conceptuales. Para su uso no es necesario instalar ningún programa, ya que funciona desde el navegador. Es posible crear mapas tanto de manera individual como de forma colectiva, ideal para los trabajos en grupo, y las creaciones pueden compartirse. Además, ofrece al usuario la capacidad de guardar, editar e imprimir los materiales creados. 

El primer paso

Coggle

Para comenzar a utilizar este instrumento es necesario registrarse en su página web (puede hacerse a través de una cuenta de Google) y crear un perfil. Una vez registrados, es hora de comenzar a trabajar. Dirigiéndose a la pantalla de inicio de la plataforma, hay que seleccionar la opción ‘Crear’ y, una vez ahí, empezar con el diseño. 

A diseñar 

Dentro del programa, el siguiente paso es especificar el perfil de usuario deseado: docente, estudiante, ingeniero, empresario… Después, hay que seleccionar el tipo de mapa que se desea crear: conceptual y mental, pudiendo marcar ambas opciones. La diferencia entre estas dos modalidades es que el primero cuenta con una estructura jerárquica, en forma de árbol cuya raíz se encuentra en la parte superior, mientras que el segundo no tiene una estructura preestablecida. 

Una vez seleccionadas, hay que hacer clic en la opción ‘Crear diagrama’ y establecer un título dentro de un recuadro que será el nombre del mapa. Este puede editarse: hacer el texto más grande, ampliarlo , alargarlo… Tras esto, se pueden añadir diferentes conectores (flechas, líneas…) pulsando el signo ‘Más’. A partir de este surgirá un nuevo recuadro en el que introducir los conceptos deseados. También pueden insertarse imágenes, cargándolas desde la galería del ordenador, enlaces de vídeos de YouTube o de cualquier otra página web o plataforma e iconos para ilustrar el mapa. 

Trabajo en equipo

Coggle también permite trabajar de manera conjunta con otros usuarios, facilitando los trabajos en equipo tan comunes en las aulas. Para ello solamente hay que compartir el documento a través de una pestaña que se encuentra en la parte superior de su interfaz, añadiendo el correo electrónico de la persona a la que se quiere invitar, que tendrá que aceptar el mensaje que recibirá en su bandeja de entrada. También cuenta con un chat, a través del cual es posible hablar con el resto de participantes sobre el diseño, aclarar dudas o organizarse para sacar el máximo partido a esta herramienta. 

Una vez finalizado el diseño del mapa, es hora de compartirlo. Puede seleccionarse la opción ‘Público’, para que cualquier persona pueda acceder a él a través del enlace que se genera o por el contrario que permanezca de forma privada. Otra de las opciones es descargar el mapa en distintos formatos: PDF, PNG, texto… y ¡listo!