El proyecto Scratch de los Viernes (IV): crea juegos de preguntas y respuestas

0
Scratch preguntas y respuestas

Scratch es una herramienta tremendamente sencilla si queremos hacer determinadas cosas, y la idea que hoy os proponemos es trivial de realizar. Nuestro proyecto Scratch de hoy es hacer un juego de preguntas y respuestas.

Para ello,  Scratch pone a nuestra disposición dos instrucciones clave con las que construir este tipo de juegos es tremendamente sencillo e intuitivo. ¿Ya tienes claro qué es lo que quieres preguntar? Pues a continuación te daremos las pistas para llevar a cabo la programación.

Las preguntas y las respuestas

Elije un tema, documentate y realiza una selección. Este paso que para un adulto es clave puede suponer un importante es fuerzo para chavales de primaria o secundaria, siendo un excelente ejercicio de síntesis y resumen de una materia. Si vas a plantear este ejercicio en clase puedes pedir preguntas sobre un tema favorito, o de forma más concreta también sobre determinados conocimientos de una materia o asignatura.

Niña escribiendo en cuaderno

Antes de ponerse a programar es importante tener esta selección de preguntas y respuestas pensadas de antemano, o mejor aún: hacer una batería de preguntas – con sus respectivas respuestas – y realizar una selección sobre ellas. El trabajo puede ser en grupo, por intereses, o también una persona puede lanzar las preguntas y otra responderlas. Aquí, libertad máxima a la hora de determinar la actividad previa a la labor de programación, que puede dar mucho juego más allá de la programación.

Scratch pregunta, tú respondes

Vamos a empezar a perfilar el programa en Scratch. Hay decenas de diferentes formas de implementar un juego de preguntas y respuestas, y algunos ejemplos los podemos ver en la comunidad del MIT:

Como veis los hay de todo tipo y nos pueden dar ideas para desarrollos futuros. Hoy nos centraremos en programar un juego de preguntas y respuestas muy fácil de implementar, y que incluirá también un marcador de puntuación.

En primer lugar, hay dos instrucciones clave, ambas pertenecientes a la categoría Sensores (color azul claro), y son las siguientes: preguntar […] y esperar, y respuesta:

preguntar-respuesta-scratch2La primera es la que lanzará la pregunta por parte de un objeto, apareciendo como un mensaje que este dice. Una vez se ejecute, saldrá un pequeño cajón de texto en el que el usuario escribirá lo que quiera y este texto se almacenará en respuesta, que actúa como variable de entrada. Tremendamente sencillo de utilizar.

Con esta breve explicación es trivial conocer el funcionamiento. Primero preguntamos y luego, una vez escrita la respuesta, comparamos si el contenido de esa ‘variable’ respuesta es correcto o no. El siguiente código muestra el uso de una sentencia si//si no para realizar esta sencilla comprobación:

Scratch Si Si no

Si queremos hacer una nueva pregunta, entonces podemos encadenar esta estructura de bloques. Recordad que en Scratch la ejecución va de arriba hacia abajo, y tened en cuenta también que la variable respuesta se resetea con un nuevo valor cada vez que se realiza una pregunta.

Añadiendo puntuación al juego

Si queremos llevar una cuenta de los aciertos tan sólo tendremos que crear una variable (de la categoría Datos, color naranja) a la que por ejemplo llamaremos Puntuación. Esa variable la fijaremos a cero cada vez que se inicie el juego (es decir, al presionar bandera verde… fijar a cero) e iremos sumando de uno en uno cada vez que acertemos:

Scratch puntuación con variables

Evidentemente con una única pregunta/respuesta el resultado no tiene mucho sentido, pero encadenando diez o quince ganará interés. Los temas, como ya hemos mencionado, son libres y ahí tú pones el límite. El juego en esta primera fase inicial debería quedar parecido a esto:

Juego de preguntas y respuestas en Scratch

Hasta el infinito… y más allá

Como siempre, sólo hemos sentado unas pocas bases de lo que será el proyecto definitivo. Puedes ampliar este proyecto tanto como quieras, añadiendo mejoras y posibilidades. A continuación enumeramos algunas ideas para ir redondeando y perfeccionando el juego de preguntas y respuestas:

  • ¿Todas las preguntas pueden ser respondidas de una única forma? Desde luego no. ¿Cuántos lados tiene un cuadrado? 4… o también ‘cuatro’. Utilizando instrucciones ‘o’ (operadores, de color verde) puedes permitir varias respuestas posibles.
  • El juego ha quedado un poco ‘soso’, ¿verdad? Puedes darle tu toque personal. Cambiar al gato, o hacer que de vueltas cuando aciertes, o que llore cuando falles, añadir un fondo, colores… ¡lo que quieras!
  • Si creas un buen catálogo de preguntas y respuestas tal vez te interese tener un ranking de los mejores usuarios. Es fácil implementar una lista que vaya guardando las puntuaciones de cada usuario (y que esté relacionada con otra lista que guarde el nombre del usuario, por ejemplo) pero no es tan fácil ordenar estos ranking de mayor puntuación a menor.
  • Si utilizas la estructura que hemos propuesto siempre lanzarás las mismas preguntas, en el mismo orden. ¿Se te ocurre como poder lanzar preguntas aleatorias en cada ejecución? Te doy una pista: generar números al azar y, según sea el resultado, elegir una pregunta u otra.

Como siempre, puedes hacernos llegar tu propuesta de idea en Scratch para que la incorporemos a nuestro repositorio de los proyectos Scratch de los viernes. ¿Tienes alguna duda, pregunta o sugerencia? También ¡somos todo oídos!

Pablo EspesoPablo Espeso Tascón es Ingeniero Informático y coordinador del Club de Jóvenes Programadores de la Universidad de Valladolid (CJP @ UVa)

 

Comentarios:

Sea el primero en comentar

avatar
wpDiscuz