El colegio Essa Academy, transformado con el iPad

0
Essa Academy

Essa AcademyCuando Showkat Badat regresó a Manchester (Reino Unido) para dirigir el centro Essa Academy, el porcentaje de suspensos superaba el 70% y el centro estaba al borde del cierre. La comunidad de esa zona, compuesta en su mayoría por inmigrantes y refugiados, era una de las más desfavorecidas de Inglaterra: los 900 alumnos del centro hablan más de 40 idiomas, y muchos de ellos tenían dificultades para superar las barreras lingüísticas y culturales. Por eso, decidió iniciar un proyecto piloto: “La tecnología hace posible el aprendizaje y crea un entorno que fomenta la creatividad”, afirma Badat. El primer paso fue proporcionar un iPod Touch a cada alumno para darle acceso directo a la información. Casi de inmediato, los responsables vieron cómo crecía la motivación de los alumnos. Un día vieron a un grupo de alumnos jugando al fútbol con los auriculares puestos: estaban escuchando un podcast sobre la estructura del átomo para preparar un examen.

A medida que los alumnos se mostraban más interesados en descubrir apps y materiales didácticos on line, sus resultados académicos mejoraban. Se rediseñaron las aulas para fomentar el aprendizaje interactivo y entregaron a cada profesor un MacBook Air y un iPad para acceder a recursos on line y apps didácticas. En cada aula se instaló un televisor de gran pantalla conectado a un Apple TV, para que profesores y alumnos pudieran usar AirPlay para compartir diferentes contenidos con un solo toque: desde imágenes en 3D de las células vegetales hasta un pase de diapositivas sobre los barcos vikingos.

Los responsables del colegio decidieron también dar un iPad a cada alumno para usarlo en el colegio y en casa, de forma que el aprendizaje fuera más práctico. Los alumnos crean presentaciones de Keynote para compartirlas en clase y utilizan la cámara incorporada para hacer fotos que ilustran sus trabajos.

Todos los departamentos del centro usan la app iBooks Author para crear libros de texto interactivos para el iPad. Con iBooks Author, los profesores de la Essa pueden actualizar sus libros de texto para reflejar las últimas novedades y combinar materiales de lectura tradicionales con contenido multimedia.

¿El resultado? A los dos años, la tasa de aprobados del centro pasó del 28% al 100%, y todos los alumnos mejoraron sus notas. “Los alumnos ya nunca vienen a clase pensando ‘Vaya aburrimiento de día'”, explica Jennifer Greenwood, profesora de idiomas. “Les encanta todo lo que hacemos con el iPad y tienen muchas ganas de aprender”.

Comentarios:

Sea el primero en comentar

avatar
wpDiscuz